España es una merienda de negros

octubre 6, 2007

El picor y los ajos

Filed under: General,Rajoy,Zapatero — África @ 7:46 am

M. MARTIN FERRAND

EL DRAE le asigna al adjetivo fantasmón dos acepciones que parecen hechas a la medida de José Luis Rodríguez Zapatero. Es fantasmón el «que presume de algo, normalmente exagerando y mintiendo» y lo es también la «persona disfrazada que sale por la noche para asustar a la gente». En lo primero no hay duda: quien dice ser estadista es, todo lo más y si así le aceptan sus compañeros, secretario general del PSOE. En lo segundo, el personaje, aun sin saber inglés, vive un permanente halloween que, siendo risible en sus formas, genera el terror en sus efectos.

No hay que quejarse. Uno de los mayores encantos de la democracia estriba en el castigo instantáneo que recibimos los electores por votar atropelladamente, sin leer atentamente los programas y analizar a fondo la personalidad y la historia de los candidatos. Es nuestra responsabilidad colectiva: Zapatero no brotó, como las setas, después de un fuerte aguacero, ni es el fruto de un árbol que nadie haya querido regar. En lo único en que no cabe disculparle es en la herencia que nos prepara. Generacionalmente, a las Juventudes Socialistas les correspondería el ímpetu y la voluntad que tanto escasean en su máximo líder, la inteligencia internacional y la voluntad nacional que no se le ven a Zapatero ni en los dichos ni en los hechos. Sin embargo, cuando los alevines del puño y la rosa se ponen a pensar les sale una ridícula parodia del «Pasapalabra» con el fin de bautizar como pijos a sus equivalentes en el PP.

Parece que el proceso, políticamente degenerativo, iniciado por Zapatero no concluirá cuando los ciudadanos le demos el finiquito. El líder ha creado escuela y sus seguidores, huecos de cogollo, también abundan en el chascarrillo a falta de ideas y proyectos de mayor enjundia. En un momento crucial y difícil, en el que la Constitución se deshilacha y las fuerzas centrífugas descoyuntan el cuerpo nacional, a los cachorros socialistas sólo les llama la atención el cocodrilo que hipotéticamente lucen en la pechera los jóvenes que, supongo, anteponen la idea de la libertad al paradigma de la igualdad.

Tampoco podría decirse que Mariano Rajoy haya estado muy lúcido y despierto al acusar recibo del despropósito socialista. Se ha apresurado a negar su condición de pijo para definirse como currante. Así, instalados en el debate políticamente creador, intelectualmente jugoso y éticamente ennoblecedor, vamos contando los días perdidos para echarle a España las medias suelas que le permitan seguir caminando por el sendero de su depuración democrática y el bienestar de los ciudadanos. Algunos, para interpretar a Rajoy, recurren al neurolingüismo de George Lakoft; pero bastaría un latinajo acostumbrado: Excusatio non petita, acusatio manifesta. En la carrera en curso, será difícil discernir quién es el plusmarquista de la mediocridad.

Anuncios

Dejar un comentario »

Aún no hay comentarios.

RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: